Senderismo en Alfafara y Bocairent, una ruta de fin de semana

A finales del noviembre de 2019 visitamos Alfafara y Bocairent. Queríamos hacer senderismo en los alrededores de las Covetes dels Moros, por eso escogimos estas dos poblaciones cercanas a Elche. Tuvimos la suerte de contar con uno de esos fines de semana de otoño en los que el clima te invita a conocer más de la Comunidad Valenciana.

Salimos de Elche el viernes directo a Bocairent. Con bocadillos y bebidas en nuestras mochilas, todo listo para hacer nuestra primera ruta de senderismo. Buscamos en Wikiloc y nos decidimos a recorrer el sendero que lleva desde el cementerio a las afueras de Bocairent, pasando cerca de las Covetes dels Moros, llegando hasta la Cueva de la Beata Piedad de la Cruz y la Casa Beneyto. En esta ruta circular también nos cruzamos con 2 ermitas y otros 2 monumentos.

Las vistas de Bocairent son impresionantes. Seguro planificamos otra Ruta Jovive y nos tomaremos en tiempo para recorrer las callejuelas de este hermoso pueblo y disfrutar de todo lo que tiene para ofrecer.

El camino empedrado de la ruta nos llevó desde el cementerio, pasando por las las Covetes dels Moros que vimos desde lejos. Se apreciaban algunas de las más de 50 ventanas excavadas en la pared caliza. Estas cuevas, cuyo origen se remonta a la época andalusí, al parecer fueron utilizadas como silos o graneros para los habitantes de las poblaciones cercanas.

Las Covetes dels Moros, situadas en el Barranco de la Fos, se pueden visitar, pero esa también será en otra ruta. Porque en esta ocasión dejamos de lado la gigantesca pared de piedra que esconde este laberinto de pasadizos y recovecos, para seguir nuestro camino hasta la Cueva Beata Piedad de la Cruz.

Finalmente, tras una curva, llegamos al montículo rocoso que alberga la Cueva de la Beata Piedad de la Cruz. Esta cavidad lleva el nombre de la religiosa debido a que allí acudía a orar. La Beata Piedad de la Cruz, fundadora de la Congregación de las Hermanas Salesianas del Sagrado Corazón de Jesús, nació en Bocairent. Fue beatificada por Juan Pablo II como lo recuerdan los textos de las placas de mármol que se encuentran en el interior de la cueva, donde además hay una pequeña imagen de la Virgen.

Retomamos el camino y seguimos la ruta circular disfrutando del paisaje hasta volver a Bocairent. Desde Bocairent nos dirigimos hacia Alfafara, apenas nos costó 10 minutos llegar. Ya habíamos escogido donde hacer noche con nuestra tienda de techo para coche, en el Alfafara Camper Park y también que ruta de senderismo hacer en los alrededores.

Alfafara toda una sorpresa: fiesta y senderismo

Alfafara Camper Park fue toda una sorpresa para nosotros, allí pasamos 2 agradables noches. Cuenta con todos los servicios típicos de un área camper y para autocaravanas: toma de agua y electricidad, eliminación de aguas negras y grises, baños y duchas, WIFI y lavadora. Está permitido acampar y se admiten mascotas.

Además, pueden traerte para desayunar el pan calentito desde el pueblo. Todo un detalle, eso sí hay que avisar la noche antes. En la casa del area camper puedes hacerte una sesión de quiromasajes, también con cita previa. Alfafara Camper Park está atendidas por sus dueños.

Las instalaciones del área camper, nos sorprendieron gratamente, son muy acogedoras y está todo muy limpio. Los aseos no son como el resto de las áreas y campings, con váteres y duchas separados, sino que son como los que encontrarías en una casa.

Cuando llegamos al lugar la primera noche, desplegamos la tienda e instalamos el avance porque está permitido acampar. Así que, aprovechamos todo el espacio y privacidad que nos proporciona el avance para sentarnos y descansar, conectamos la estufa porque la noche estaba fresca. En la tienda, instalamos el aislamiento térmico interior.

Para nuestra sorpresa recibimos la visita de dueño del área camper. Se acercó, entre otras cosas a preguntarnos por la tienda de techo. Le llamó mucho la atención, por supuesto le contamos nuestra historia. Después nos presentó a su esposa, quien nos ofreció hacernos una tortilla y nos invitó a comer un caldo calentito. Todo esto a cambio de nada, solo pagamos la tarifa normal por noche.

La segunda noche, se acercó para invitarnos a ir con ellos a Alfafara, pues se ese fin de semana había fiesta en el pueblo. No lo sabíamos, pero era el segundo fin de semana de las fiestas en honor a la Patrona de Alfafara y de los músicos, Santa Cecilia. Por supuesto, nos fuimos con ellos.

Las celebraciones habían comenzado el 17 de noviembre, el fin de semana anterior, con la Feria de Santa Cecilia. En esta feria, que se monta en la zona de la Mateta, se instalan puestos con productos tradicionales, artesanos, gastronómicos y típicos.

Pero ese sábado 23 era la noche de las hogueras, los habitantes del pueblo y los visitantes salen a las calles para unirse a la celebración. Se encienden hogueras y se organiza una cena popular con acompañamiento musical. Allí estuvimos, disfrutando de la fiesta.

Al día siguiente, el domingo 24, había pasacalles, misa al mediodía, mascletá y a las 18h el cierre de la fiesta con la procesión, todo para cerrar las fiestas de Alfafara en honor a Santa Cecilia su patrona.

Pero nosotros ya no estaríamos el domingo en Alfafara. Después de disfrutar de la hospitalidad de nuestros anfitriones, de la noche de las hogueras y regresar a las tantas al área camper, dormimos cómodos y calentitos en nuestra Jovive Tent. El domingo partimos hacia una nueva aventura.

Un poco después del mediodía, recogimos el campamento, nos despedimos y nos dirigimos al punto desde donde partía nuestra segunda ruta de senderismo hacia la Cova del Bolumini.

La ruta comienza y termina en el pueblo de Alfafara. La Cova del Bolumini está situada en l’Alt de la Cova, en la ladera del Barranc del Cantal de la Vila. La cueva posee una entrada de unos 15 metros de altura y una profundidad de 30 metros.

En toda el área se encuentran numerosos sitios arqueológicos. La Cova de Bolumini es un de estos yacimientos, fue datado como de la época neolítica y en él se encontraron restos de un poblado íbero.

Regresamos a casa cansados pero contentos. Respiramos aire puro, disfrutamos del contacto con la naturaleza, nos deleitamos con el paisaje y las vistas, y conocimos sitios singulares. Por eso el senderismo está entre nuestras actividades favoritas, además conocimos gente maravillosa.

Creemos que no se puede pedir nada más de un viaje de fin de semana y a pocos kilómetros de casa. Pero nosotros somos aventureros y seguiremos dejándonos sorprender. Por eso, nos gusta las la libertad y la comodidad que nos ofrece esta nueva forma de viajar. Porque nos permite subirnos a nuestro coche de todos los días, elegir un destino, trazar una ruta y hacer noche en nuestra tienda de techo Jovive Tent.

Además recuerden que “los viajes se viven tres veces: cuando los soñamos, cuando los vivimos y cuando los recordamos”. Hasta la próxima Ruta Jovive.